Renovar tu despacho o morir

Lo de “renovarse o morir” no es solo cosa de uno mismo, sino que muchas veces también hay que dar un aire nuevo a los espacios que te rodean para no caer en la monotonía y sentirte mucho más a gusto. Por eso, ahora que acabamos de volver de vacaciones y que cuesta mucho más sentarse a trabajar, una buena manera de motivarse es jugar a los decoradores y renovar (o cambiar del todo, porqué no) tu despacho o workspace. Hace unos meses ya os dimos algunas ideas en este post, pero hoy os proponemos algunas nuevas que seguro os encantarán.

Workspaces coloridos. Puedes darle un toque más vivo a tu oficina pintando la silla de algún color alegre, cambiando la lámpara por una de un color atrevido o con guirnaldas o pequeños detalles de colorines.

workspaces coloridosVisto en: 1 / 2 / 3

Murales hechos con carpetas. También puedes vestir la pared de tu escritorio u oficina con un mural de carpetas. Las puedes usar para colocar en ellas algunos de tus trabajos, recordatorios o simplemente poner en ellas fotos o láminas decorativas.

WORKSPACES - MURALES CARPETASVisto en: 1 / 2 / 3 / 4 / 5 / 6

Workspaces vintage. Y si te gustan los despachos de estilo vintage, búscate un poster o mapa antiguo, una lámpara o flexo de estilo industrial y con unas florecillas secas, te quedará así de bien…

workspaces vintageVisto en: 1 / 2 / 3

¿Te animas a renovar el tuyo?

¡Feliz jueves!

4 reflexiones sobre “Renovar tu despacho o morir

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.