Y la caja de Hello Love es para…

No podemos estar más contentas y no sólo porque ya hemos superado los 1000 “fanses”, sino también por la gran participación que ha habido en el sorteo.

Nos lo habéis puesto muy muy difícil con tanto comentario bonito, pero al final, la nostalgia de las tardes veraniegas de cuando éramos pequeñas, nos ha conquistado completamente. Así que, (redoble de tambores), la ganadora de la caja de Hello Love es… ¡¡Nagore!!

Muchas felicidades para ella. Esperamos que nos escriba en breve un email con su dirección de contacto y le haremos llegar la cajita lo antes posible. Además, queremos dar las gracias a todos los que habéis participado, porque nos habéis hecho pasar un rato muy divertido leyendo vuestras tardes de verano idílicas.

Os dejamos el comentario ganador, junto con una imagen que hemos preparado para ilustrar un poco “aquellas maravillosas tardes de verano“:

Nueve Primaveras, quizás diez. Un pueblecito del interior entre bosques y ríos de agua helada. La casa familiar. El 124 color blanco, suena medias negras en el coche, Sabina siempre fue la BSO de aquella época. Bocatas de nocilla preparados y zumo recién hecho en cantimploras de metal.

Piscinas municipales, agua azul clarita, bikini de lunares azul marino y blanco, lazito marinero en el culete. En el fondo de la piscina una moneda de 500 pesetas. Demasiado enana para llegar al fondo. Demasiado espabilada para pedir ayuda, esa moneda es muy grande como para compartirla. Dejarte la piel, mientras tu madre chilla, quiere que salgas a merendar pero tu la arrastras con los deditos de los pies hasta la parte que menos cubre.

Ya es tuya! Sola tuya! 500 pesetas, bocadillo de nocilla al sol, gafas de buceo a modo de diadema, griterío de tus amigos, tu prima se tira de cabeza, tu no sabes pero has atrapado una moneda tu sola, quizás hoy es el día perfecto para aprender a tirarte de cabeza como ella. En el fondo a la sombra los abuelos, los protas, te levantan la mano y saludan. Cuando terminas tu tía te trae un calipo de Lima Limón. Lo saboreas al sol mientras ves a tu padre cambiarse, él también se va al agua.

Te bajas las gafas, le dices a tu madre que guarde tu tesoro en el bolsillo de la mochila y te tiras al agua para agarrarte a su espalda y flotar.

Y dejarte llevar….y vivir de recuerdos. Y de tardes perfectas.

aquellas maravillosas tardes de veranoImágenes sacadas de aquí: 1 / 2 / 3 / 4 / 5 / 6 / 7

¡Qué paséis una bonita tarde de verano!

Publicado en: Planes bonitistas
Etiquetas: , , , .

2 Comentarios

  1. Nagore
    Escrito el 27 julio, 2013 a las 12:38 | Enlace permanente

    Solo puedo daros las gracias, una vez mas. Por el concurso claro que si, pero tambien por la parte creativa y emocional. La que conseguis que saquemos y la que creais que no es enana la verdad.

    Millones de gracias. Prometo foto. Mis abuelos hubiesen sonreido con esto. Nos volveremos a ver todos, ya lo creo que si…

    Besazo. Uno enorme. Muy del Norte. Con espuma, verdes y sal!!!

  2. Escrito el 29 julio, 2013 a las 12:15 | Enlace permanente

    ¡Enhorabuena a Nagore! 🙂

Deja un comentario