Motivos por los que nos gustan (mucho) las casas con molduras

molduras bonitistas 4

Soñar no tiene límites y además es gratis. Así que soñemos hoy con casas bonitas, grandes, de techos altos y con los muebles que siempre quisimos. Que esto, ojo, tiene trampa… porque los estilos e influencias en decoración vienen y van… y claro, no es lo mismo cambiar cada temporada de falda y jersey que de casa. Pero bueno, estábamos soñando, así que sigamos con bonita realista hipótesis de que podemos cambiar el aspecto de nuestro hogar cada vez que una tendencia decorativa nos robe el corazón. Y de esta forma llegamos a los motivos por los que nos gustan, y mucho, las casas con molduras.

Sí señores y señoras, las molduras de escayola de toda la vida son tendencia decorativa. Y aún bajándonos del sueño y sin necesidad de tener un palacete de estilo renacentistas en el centro de una ciudad, es compatible las molduras de techo y pared con el 2017.

Motivo 1: tener molduras suele implicar tener techos altos. 

Vale, los techos altos no es lo más calentito del mundo mundial, pero si se tienen… molan. La luz y la amplitud que ofrecen dan un ambiente muy especial a las casas y adornados con molduras ya son taaaan ideales.

molduras bonitistas 1

Vía 1 // 2 

Motivo 2: No hacen falta muchos más elementos para que el resultado sea fetén. 

Un suelo blanco de madera (sí claro, bonitistas, muy habitual en los pisos españoles… – estábamos soñando-) y unos cuantos elementos más son suficientes para decorar un espacio si ya cuentas con molduras en el techo.

molduras bonitistas 2

Vía 1 // 2 

Motivo 3: combina bien con cualquier color, desde pasteles al negro. 

Las molduras de escayola hacen buena pareja con todos los colores y con estilos de decoración dispares. Nos encanta la combinación con la pared en ese precioso tono verdoso y con algo más sobrio con predominio del blanco y negro. ¡Mo-ri-mos!

molduras bonitistas 3

Vía 1 // 2 

Motivo 4: funciona en el recibidor y hasta en la habitación. Y mejor con “bien de” lámpara. 

Incluso en el baño. Todas las habitaciones de la casa (seguimos soñando, me río mientras escribo lo de “habitacioneS” en plural… ay omá) funcionan con molduras. Y las lámparas… imprescindibles. Así de rotundo.

molduras bonitistas 4

Vía 1 // 2 

Y todo esto lo escribo en un mini escritorio de una minihabitación en la que además de tener mi espacio de “trabajo”, está el armario de Mr. Bonitisto, dos burros con los abrigos, los zapatos, una despensa, las cosas de la limpieza, la aspiradora y las botellas de agua. Poco espacio queda ni para pisar… como para pensar el molduras de techo. ¡A soñar bonito!

¡Hasta mañana, mismo sitio y misma hora!

Me caso en un almacén

No, aquí no se casa nadie (de momento), pero de hacerlo… nos pensaríamos muy mucho hacerlo en un almacén. Sí, como leéis. Bueno, ya hiper comentada  y compartida fue la preciosa boda de Sara Birds en un antiguo almacén de naranjas en Valencia que pudimos ver gracias a Calista One … simplemente perfecta. Pero hoy no os vamos a hablar de la boda de Sara, sino de la boda de Gillian y Chris. Y vosotros diréis… ¿quiénes son estos dos? Ni idea, no los conocemos, pero no nos hubiese importado ir a su boda el pasado año. Una boda en un almacén sencilla, elegante, diferente, moderna, personal y llena de detalles especiales. Si veis algo raro es que sí… los señores llevan falda, ¡son escoceses!

boda almacen 1 boda almacen 2

Para empezar, el vestido es una auténtica maravilla. Es de Temperley London  y nos encanta que sea blanco pero estampado. Gillian además lleva botas planas, que en la foto parecen tipo Dr. Martins…¡genial!  Y, ejem ejem, por qué no decirlo: Chris no está nada mal el muchacho (holi Chris!). Pero no nos distraigamos y vayamos al objetivo de este post: el almacén.

boda almacen 3 boda almacen 4 boda almacen 6

Las pareces blancas de ladrillo visto y el ambiente industrial del espacio combinado con los arreglos florales nos ha cautivado. Tanto la ceremonia como la celebración se hicieron en el mismo sitio y según las fotos no parece que fuesen demasiados invitados.

boda almacen 7 boda almacen 8

Lo de la guirnalda de bombillitas y el confeti es ya para morir de amor.

boda almacen 9 boda almacen 5 boda almacen 10 boda almacen 11 boda almacen 12

La idea de decorar el espacio con fotos antiguas nos ha encantado y no descartamos utilizarlo en alguna de nuestras bodas bonitistas ¡precioso!

La boda de Gillian y Chris la hemos localizado en Green Wedding Shoes, donde podéis ver más fotos. Las maravillosas fotos son de Dan O´Day  y en su web también podéis ver más detalles de esta boda en el almacén convertido en espacio de bodas más bonito del mundo.

boda almacen 13

Brindemos por las bodas bonitas, los novios diferentes y por el amor, ¡ea!

Nos vemos mañana por aquí, bonitistas.

Una casa bonitista en Melbourne

Bonitista y desordenada, al menos así la definen sus dueñas. Dos hermanas australianas, Alice y Lucy, que han conseguido hacer de su casa su templo. Piezas vintage, de Ikea y recogidas de la basura: ¡combinación ganadora! Ambas aseguran que su inspiración son las casas de las señoras mayores muy viajadas y la verdad es que es una auténtica monada el mix que han conseguido. Así que hoy nos vamos de tour por una casa bonitista en Melbourne, ¿nos acompañáis?

salon casa melbourne

El sofá del salón es una nueva incorporación y lo han heredado de una tía. La verdad es que el estampado es complicado, pero creemos que queda genial con el estilo de la casa. La cocina también está llena de detalles vintage y heredados y la pared de ladrillo visto le da un rollo increíble.

cocina casa melbourne

La casa tiene dos habitaciones y un baño, sin duda, nuestra parte favorita de la casa, también con una pared de ladrillo visto combinada con el azulejo más clásico de casa de abuela. A ver qué os parece.

dormitorio casa melbourne baño casa melbourne

Podéis ver más en Apartment Therapy 

Una casa llena de color y de alegría y que seguro que os da algunas ideas para incluir en las vuestras.

¿Qué os ha parecido? ¡Hasta mañana!