¿Y si no voy de blanco en mi boda? Vestidos para una boda de colores

vestidos novia bordados

Los tiempos cambian, afortunadamente. Pero hay tradiciones que se mantienen aún así pasen los años, afortunadamente también. Y una de ellas es sin duda que en nuestra cultura las novias vistan de blanco. Un color que hace décadas encerraba una simbología que ahora ya no tiene pero pese a todo… el color ha permanecido. Aún son muy pocas las novias que eligen un vestido que no esté en la gama de los crudos, blancos rotos, hueso o marfil. ¿Y esto por qué? ¿Qué opináis vosotros? Nosotras hoy nos hacemos una pregunta más… ¿y si no voy de blanco en mi boda? Y nosotras mismas nos la respondemos: ¡nos parece maravilloso!

Quizá lo más sencillo y menos disruptivo (cómo está de moda esta palabra) sea un vestido de color pastel. Desde azules, verdes agua (amor) hasta el fácil y favorecedor rosa y sus derivados. Si además lo acompañas de faldas interminables de tul… el éxito bonitista está garantizado.

Imágenes vistas en 1 // 2 // 3 // 4 // 5 // 6// 7 // 8 

Pero si ya que eliges un vestido de color… quieres un vestido de COLOR, así, en mayúsculas nos encantan las opciones de amarillo o verde. ¡Y la del vestido dorado ni os contamos!

vestidos novia colores

Novias ideales vistas en 1 // 2 // 3 // 4 // 5 

Y terminamos con una de nuestras opciones favoritas: los vestidos bordados. Nos parecen que tienen un rollo y una personalidad ¡impresionante! Uno de los que sacamos hoy probablemente pertenezca a una de nuestras bodas favoritas del mundo mundial (y que ya sacamos en este blog). ¿Os imagináis cuál puede ser?

vestidos novia bordados

Imágenes fichadas en 1 // 2 // 3 

¿Te atreverías o eres de blanco riguroso? Si te has casado con un vestido que no sea blanco… por favor, nos encantará saberlo y mucho más verte si es posible. Y si no…¿defensores del blanco?

Hasta aquí nuestro post de hoy… ¡mañana más!

Decoración mexicana, ¡adiós al blanco!

Ayer ya os dimos algunas pistas de que cada vez más la inspiración nórdica estaba perdiendo terreno en nuestros tablones de Pinterest. Y es que tras el post de la pasada semana sobre bodas a la mexicana, nos ha ido ganando poco a poco el color, el exceso y los bordados. Así que hoy seguimos con el run run y os hablamos de decoración mexicana, inspiradora, perfecta para el verano y, en algunas cosas, muy similar a la del sur de España.si aún tenéis dudas, no os perdáis nuestra selección.

inspiracion mexicana

Fotos fichadas en 1 // 2 // 3 // 4 // 5 // 6 // 7 // 8 // 9 // 10 // 11

Llegados a este punto, tenemos que pediros ayuda. Hay un estampado, un bordado, que nos trae locas. Es muy reconocible e indagando un poco más hemos llegado a su nombre: estampado otomí. Lo realiza un pueblo indígena mexicano y es una auténtica maravilla, sí, sí, ese que es muy colorido como con pajaretes.


estampado mejicano

Lo hemos visto en 1 // 2 // 3 // 4 // 5 // 6 // 7 // 8

La petición de ayuda es que si sabéis dónde se pueden encontrar telas de este tipo, estaremos encantadas de recibir esa información y que si sois de México o conocéis su cultura, nos gustará mucho conocerla más.

¿Os animáis con una casa ‘a la mejicana’? Ayy, Thalia, que daños nos has hecho.

¡Feliz juernes!




El punto de cruz ya no es viejuno

punto de cruz 3

Porque hacer ‘labores’ nunca estuvo tan de moda, trapillo, bordados, vainicas, punto, crochet, ganchillo… y por favor, ¿dón hemos dejado el punto de cruz? Quizá esta labor tenga tan mala fama por culpa de aquellos escudos de equipos de fútbol y abecedarios imposibles que se enmarcaron entre los 80 y los 90´s, pero ya le toca un rejuvenecimiento. Hoy venimos a decir alto y claro que el punto de cruz ya no es viejuno. Y si no nos creéis, que lo dudamos, echad un vistazo a algunas labores que hemos recopilado.

punto de cruz 1

De arriba y abajo y de izquierda a derecha 1 // 2 // 3 // 4 // 5 // 6 // 7 / / 8

Viendo esto, estamos seguras de que os han entrado ya ganas de coger hilo y tela de cuadraditos para hacer alguna labor, por pequeña que sea. Afortunadamente ya no hay que comprar esas revistas con cenefas y labores barrocas, Pinterest es una fuente de inspiración continúa y de patrones gratuitos que se pueden seguir sin problema. Hemos escogido nuestros favoritos, entre lo infantil (¿a qué niña no le molaría tener una Frozen bordada en cualquier sitio?), lo friki y lo moderno. Que el punto de cruz también puede ser hipster.

punto de cruz 2

Los podéis ver a su tamaño real en 1 // 2 // 3 // 4 // 5 // 6 // 7 // 8

Hemos sido las primeras en actualizarnos y bordar, ehh, que somos las primeras en testar nuestros nuevos flechazos. Sí, nos diréis, un paño de cocina es lo más viejuno del mundo…pero no nos digáis que no queda mono con una inicial bordada. El ‘Pink Flamingo’ es lo más.

punto de cruz 3

Así nos quedó nuestra R (de Rocío) sobre paño de cocina mint… no tenemos remedio. El abecedario con flamencos lo podéis ver entero en este enlace.

Y terminamos este monográfico sobre el punto de cruz con un proyecto que conocimos hace unos días y que nos encantó. No sólo por lo que hacen sino por cómo lo cuentan, se llaman Y punto y ésta es su historia. Textual…

Concha es administrativa, experta pastelera, madre, suegra y punto.
Pannofino es ilustrador, mangiapasta, novio, yerno y punto.

Y suegra y yerno juntos rompen mitos sobre malos rollos y suman arte de diferentes generaciones para hacer cuadros y punto.

Porque esto va de puntos, de píxeles, de handmade y de digital, de hilos de colores, de cucadas, de retratos familiares colgados en la pared y punto. Es decir, no se hable más.

y punto

Y punto personaliza estos bordados sobre bastidor con tu familia, amigos incluso mascotas. Punto de cruz personalizado… ¡bonitismo puro!

Hasta aquí nuestro post de miércoles, ¿os animáis con el punto de cruz?

Feliz día y hasta mañana 😉