Categoría: Cocina bonitista

Recetas inglesas para comer “like a queen”

Hello friends! Este finde lo he pasado en Londres, en una escapada fugaz donde volver a enamorarme de la ciudad, disfrutar de la música de uno de mis grupos favoritos: Wilco, y estar rodeada de amigos bonitos. Esta mal que lo diga yo, pero…¡vaya planazo! Como ya tengo bastante pateada la ciudad, estos días han sido para vivir Londres “like a local”. Y sí hay algo de la vida local que no había trabajado mucho: la comida de pub. Probablemente la comida inglesa no esté en la lista de favoritos de nadie, pero quizá es porque es una gran desconocida. La oferta gastronómica de Londres es tan amplia y tan cosmopolita, que nos olvidamos de los básicos más locales. Así que con el estómago contento y agradecido, hemos decidido dedicarle un repaso en este post con recetas inglesas para comer like a queen (lo de brindar con ginebra o té depende de ti).

recetas-inglesas

Fish & Chips / Toad in a hole / Stew / Banger and Mash

Cuando estudiamos inglés, el fish&chips es uno de los únicos platos que recordamos después de la ESO. Si has ido a Londres y te has contentado con el fish&chips callejero, piiiii, error! Hay que tomarse un tiempo, sentarse en un pub y tomarlo a la mesa. Yo lo hice en The Hawley Arms, un pub de Candem, donde la amiga Amy Winehouse iba a tomarse sus cañas, y la experiencia fue totalmente distinta. En el menú de pubs también podemos encontrar otros “Must” de la cocina británica como Toad in a hole (literalmente un sapo en el agujero) que es una especie de papel de salchichas, los stews que son estofados de carne y las Banger and mash que son salchichas con puré de patata (otro clásico en muchos de los platos).

recetas-inglesas

Shepherd Pie Vegano / Cottage Pie / Venison Pie / Mash-topped beef and Guinness Pie / Fish & Cheese Pie 

Hay otro gran clásico que siempre encontraremos en un menú inglés: los famosos pie, en español: pasteles. Hemos elegido cinco ejemplos para todos los gustos, incluyendo vegetarianos y de pescado, que no sólo de carne vive el hombre. Si curioseáis en los enlaces, veréis que muchas de las recetas son de Jamie Oliver y es que nadie mejor para hablar de recetas inglesas, que uno de sus mejores chefs de todos los tiempos. Además, su web es una de nuestras favoritas, donde podríamos pasarnos horas y horas.

Por su comida o simplemente por pasear mirando embobada cada edificio, Londres siempre será un buen plan.

Happy martes!

Publicado en: Cocina bonitista Etiquetas: , , .
1 Response

Cocina bonitista: receta de quiche de puerros, calabacín y queso de cabra

Nos gustaría empezar este post a lo Arguiñano, es decir, contando un chiste, pero no queremos perder a nuestros fanses con nuestro particular sentido del humor (aunque aceptaríamos un duelo a muerte con Karlos). La cocina bonitista está a tope, ya sea porque algunas tienen Thermomix (Rocío, te queremos, pero te odiamos) o porque estamos intentando portarnos mejor con nuestro tupper, nuestro cuerpo y el planeta. Los findes intentamos organizarnos bien la semana en lo que a comidas se refiere. Para eso viene genial nuestro organizador de menú semanal, que podéis descargar aquí.  La inspiración para un menú variado y no muy repetitivo la encontramos básicamente en internet (bendito Pinterest), pero también en lo que comemos por ahí. Y este es el caso de la receta de hoy.

El sábado pasado, fui a cenar a Los Porfiados (os hablamos de ellos en este post) y comí una quiche de verduras impresionante (y contundente). En ese momento se encendió la bombillita, ¡ya tenía receta para el lunes! Una quiche vegetariana es una receta genial para los lunes sin carne, que además puedes compartir con los compis de la oficina y ganar puntos de popularidad. Tras muchas combinaciones en la cabeza, me decidí por una quiche de puerro, calabacín y queso de cabra. Después de compartir el resultado, alguna amiga bonitista ha pedido la receta vía whatsapp, así que ¿por qué quedárnosla para nosotras si la podemos compartir con el mundo entero de interné?

receta-quiche

Lo bueno de las quiches es que son fácil de hacer, hay muy poco margen para liarla parda y eso para nosotras siempre es un punto a favor. Arremánguense, que vamos con las instrucciones.

Para la base: 

  • Ir al supermercado más cercano (puedes ir en pijama debajo del abrigo).
  • Comprar pasta brisa o masa quebrada o hojaldre, en su defecto.
  • Pagar (robar está feo).

Podríamos contaros cómo hacer la masa. Pero la verdad es que no lo sabemos. Aunque en este blog lo explican muy bien. 

Antes de empezar, ponemos a precalentar el horno a 180 grados. Una vez tenemos nuestra masa, ya sea homemade (somos fans de ti) o comprada, tenemos que extenderla sobre el molde (si es desmontable mejor, aunque no es necesario). Una vez extendida, recortamos lo que sobre (cosa que yo no hice).

Cuando ya tengamos todo el molde bien cubierto, cubrimos la pasta con garbanzos (también valen judías). Esto se hace para que cuando la metamos en el horno no suba gracias al peso (¡supertruqui!).

Una vez que el horno esté caliente (aquí cada uno sabe mejor que nadie cómo funciona el suyo), metemos la base durante unos 10-15 minutos a 180 grados. La idea es que la masa se haga antes de echar el relleno. Esto es importante, porque he hecho otras quiches sin este paso y la masa se quedaba un poco cruda. Una vez que haya pasado el tiempo, sacamos la masa del horno y quitamos los garbanzos.

Para el relleno:

Cortamos la cebolla, el puerro y los dos calabacines en trocitos. Una vez que lo tenemos todo picado, lo echamos en una sartén con un poquito de aceite, sal y pimienta y pochamos. Con calma y tranquilidad. Este es el momento para que te pongas una copita de vino y musiquita.

En un bol aparte, batimos los dos huevos y a continuación le añadimos la leche evaporada (200 ml). También puedes usar nata para cocinar, pero la leche evaporada es un pelín más ligera. Batimos todo una vez más.

Una vez que la verdura esté pochada, apartamos del fuego y la añadimos al huevo y nata y volvemos a batir. Vertimos la mezcla de forma uniforme sobre la masa previamente horneada y la decoramos con láminas de queso de cabra.

Metemos en el horno a 180 grados durante unos 10-15 minutos.

¡Y este es el resultado!

receta-quiche-2

No es una quiche perfecta estéticamente (mi masa estaba un poco morenita), pero de sabor estaba bastante buena. Qué demonios, ¡estaba riquísima!

Hasta aquí nuestra entrega de cocina bonitista de hoy, esperamos vuestras versiones y sobre todo: ¡vuestros consejos!

¡Feliz martes!

Publicado en: Cocina bonitista Etiquetas: , .
Dejar un comentario

Cocina bonitista: tiempo de recetas con setas

El frío y la lluvia tienen sus ventajas. Te puedes quedar en casa camuflada bajo una manta porque hace frío y no tener que dar explicaciones, puedes sacar tus gorros y parecer una homeless sin remordimientos y además ¡llegan las setas! En los supermercados, en las fruterías, en las verdulerías (gran palabra), los champiñones, que todo el año suelen estar solos y tristes en la vitrina, están acompañados de un montón de amiguitos. Nosotras aún no nos aventuramos a lanzarnos al campo en busca de setas, porque con el ojito que tenemos, igual terminamos intoxicadas. Así que nos conformamos con las del super y pensamos aprovecharlas al máximo con recetas con setas tan ricas como las que hoy os traemos en este post.

tiempo-de-setas

Gratinado de patatas y setas / Tallarines con niscalos y ajo /  Pastel de setas y nueces / Albóndigas vegetales

Es posible ir más allá del revuelto de setas (un clásico que tampoco pasa de moda) y transformar las setas en platos dignos de aspirante a masterchef. Por ejemplo, podemos hacer un gratén de patata, muy socorrido si tienes invitados en casa al igual que el pastel de setas y nueces, que además puedes hacer en el micro. Para los lunes sin carne de noviembre (si no sabes lo que es puedes leerlo en este post), la setas también son unas grandes aliadas con recetas como la de albóndigas vegetales. Y si eres menos cocinillas, siempre puedes usarlas con una pasta, que quedan genial. Si nos venimos arriba y a estas recetas, le ponemos un toquecito de trufa, no se puede pedir más.

Si te gustan mucho la setas y quieres tener las tuyas propias, os recomendamos estos kits de autocultivo de Resetea, que además usa posos de café como sustrato, reduciendo la contaminación que produce el café. ¡Win-win!

resetea

Y tú, ¿qué recetas con setas tienes en mente para estas temporada? ¡Feliz jueves!

Publicado en: Cocina bonitista Etiquetas: , , .
Dejar un comentario

Bocadillos made in Taiwan: hola bao

Con las modas de comida pasa algo parecido con las tendencias de moda. De repente, no sabes cómo ni por qué, en las cartas de los restaurantes ves un nombre que se repite una y otra vez. Es el caso de los bao. Su nombre oficial es gua bao, bao para los amigos. Vienen de Taiwan y en Madrid son ya una auténtica invasión. Estos bocadillos se han convertido en pocos meses en un imprescindible de cualquier local de moda que se precie.

Si eres una viajera gastronómica dentro de tu cocina, te animamos a que pruebes a hacerlo en casa. Nos han contado que no es tan difícil como parece y si tienes experiencia con el tema de masas está chupado. Una vez controlado el tema de la masa de este primo chino del mollete (la tierra tira), el siguiente paso es decidir el relleno. Y aquí casi todo está permitido, pero si se mantiene un recuerdo a su origen asiático, el resultado será un éxito asegurado.

bao

Cerdo al estilo callejero /Pollo al estilo de Pekin / Panceta /  Cerdo criollo y salsa barbacoa /

Si no tenéis ganas de cocinar y estáis en Madrid, nosotras os recomendamos muy mucho, el Bao que tienen en los restaurantes Tuk Tuk. En este link tenéis muchos otros sitios donde sirven baos.

Ya nos contaréis si os convence el bocadillo taiwanés o os quedáis con el bocata de lomo y queso de toda la vida.

¡Feliz finde!

Publicado en: Cocina bonitista Etiquetas: .
Dejar un comentario

Bienvenidos los lunes sin carne

Hace ya más de un mes, que los lunes no como carne ni pescado. Y no es porque me haya hecho vegetariana o porque no me vuelva loca por una hamburguesa o un buen espeto a la orilla del mar. Tampoco estoy a dieta (aunque debería). Soy una más (y espero que no la última) de las muchas personas que empiezan cada semana cambiando su dieta habitual con un objetivo común. Los lunes sin carne (Meat free mondays) es una iniciativa global, encabezada por Paul McCartney (vegetariano de toda la vida) y sus hijas, que desde 2009 lucha por concienciar sobre las ventajas que tiene la reducción del consumo de carne y pescado para frenar el cambio climático y luchar por la sostenibilidad.

image

(Ilustración de @gatotonto, otro seguidor de la causa).

No queremos agobiaros con demasiados datos. Pero esta iniciativa asegura que si todos los ciudadanos de Estados Unidos dejasen de comer carne un día a la semana supondría el mismo efecto que si todos los habitantes se pasarán a los coches híbridos.

Vale, ¿y el pescado? Tampoco es la solución. Ya hay muchos expertos alertando de la desaparición de muchas especies marinas y que el deterioro de los océanos es irreversible al ritmo de consumo del ser humano y la contaminación.

Con este panorama, tenemos dos opciones: entrar en crisis apocalíptica o cambiar nuestras rutinas para intentar cambiarlo. Nosotras somos más de la segunda opción, por eso nos hemos hecho fervientes seguidoras de esta práctica. Y para intentar que nos sigáis os dejamos unas cuántas recetas para que el próximo lunes en vuestro tupper no haya carne ni pescado.

lunes

Lasagna de berenjenas / Tarta salada de yogur griego, queso feta y calabacín / Quiche de espárragos / Sopa de brocoli, hinojo y leche de coco 

Y si os quedáis con ganas de más, en este post tenéis más recetas vegetarianas tan ricas como espaguettis de calabacín o canelones de patata y seitán.

No sabemos si os hemos convencido, pero os animamos a probarlo y a investigar un poco más sobre esta iniciativa que merece tanto la pena.

¡Feliz inicio de semana!

Publicado en: Cocina bonitista Etiquetas: .
4 Responses